Familias de Coyhaique que dejarán campamento conocieron sus nuevas viviendas

Publicado el:04 de dic del 2017

Coyhaique.- Representantes de las 13 familias que habitarán el proyecto Ronchi II, visitaron la casa piloto del conjunto y se mostraron felices por los avances. El proyecto beneficiará a las últimas familias que quedan de los campamentos Errázuriz y Santiago Bueras, según el catastro del 2011.

Según el más reciente catastro de campamentos, realizado el año 2011, sólo quedan 8 familias a la espera de sus viviendas definitivas, que estarán emplazadas en el Proyecto habitacional Ronchi II.

Las familias – 8 pertenecientes a los campamentos Errázuriz y Santiago Bueras, más 5 casos de familias en situación de vulnerabilidad - ya visitaron la casa piloto del conjunto, para ver en terreno las reales dimensiones de sus viviendas y empezar a imaginar la nueva vida que tendrán a partir del primer trimestre del año 2018.

Nora González, una de las beneficiarias, dijo estar “contenta y más que feliz, porque vi que vienen bien equipadas. Las paredes, los pisos, todo. Es llegar e instalarse. Pronto se va a hacer nuestro sueño realidad”.



Por su parte, Víctor Martínez, vocero del Comité Ronchi II, no ocultaba su alegría al recorrer la vivienda de 2 pisos y 48 metros cuadrados, con el más alto estándar de calidad y que cumple con la normativa térmica vigente en el Plan de Descontaminación Ambiental (PDA) de Coyhaique. “Contento, muy contento. Y todos estamos muy emocionados con nuestras casitas, porque harto luchamos y gracias a dios está saliendo todo bien y como corresponde”, comentó.

El director del Servicio de Vivienda y Urbanización (Serviu) Pedro Durán Branchi, acompañó a las familias en el recorrido y destacó que con esto “terminaremos definitivamente con los campamentos catastrados el año 2011 en Coyhaique. Es una vivienda que les permitirá a las familias salir de las condiciones extremas en las que hoy se encuentran, para vivir en un sitio digno para sus familias”.

Volver