Subsidios para la compra de materiales ha beneficiado a casi 7 mil damnificados en O’Higgins

Publicado el:06 de mar del 2012

En la región, son 79 las ferreterías que tienen actualmente convenio con el servicio, que otorga un máximo de 750 mil pesos a cada beneficiario para reparar sus viviendas.

Rancagua, lunes 5 de marzo de 2012. Sabido es que tras el terremoto del 27/F, fueron cientos de familias afectadas las que comenzaron la difícil labor de recuperar sus hogares postulando a las distintas alternativas dispuestas a través del Ministerio de Vivienda y Urbanismo (Minvu).

Muchas de estas familias perdieron completamente sus casas, sin embargo, otras no sufrieron tan lamentables consecuencias, pudiendo repararlas.

En la región de O’Higgins, son 6 mil 997 beneficiarios favorecidos con este subsidio, cuya primera tarjeta se entregó en el mes de marzo del año pasado. El beneficio que otorga el Estado consiste en una especie de “gift card”, que permite adquirir materiales en centros ferreteros asociados al Serviu para así reparar las viviendas.

“El subsidio está orientado a la reparación de daños no estructurales, es decir, que no afecten la estabilidad de la vivienda ni su seguridad estructural, como por ejemplo, desprendimiento de estucos, fisuras en tabiques o cielos, grietas en radieres o muros”, comenta Fernando Fondón, director del Serviu regional.

Jorge Calderón Llantén, de San Fernando, es una de las personas beneficiadas con este subsidio.
“Estamos contentos, porque nos sirvió harto. Fue una gran ayuda para nosotros. Nos asesoramos con una Egis, hicimos la lista de materiales y después los retiramos en la ferretería”, destaca Ximena Calderón, hija de Jorge que también vive en esta casa.

De las tarjetas asignadas, 767 beneficiaron a familias de la comuna de Las Cabras, 799 a vecinos de Malloa y otras 723, a personas de Rancagua. También se asignaron 392 en Graneros, 302 en Mostazal, y la misma cantidad en Navidad, entre otras.

“El subsidio me ayudó a recuperar la casa de adobe. El daño no era tan grande, pero sí tenía fisuras en los muros, en la fachada principalmente”, explicó José Miguel Córdova, cuya vivienda se ubica en la comuna de Pumanque.

Compra en ferreterías

En la región, son 79 las ferreterías que tienen actualmente convenio con el servicio, que otorga un máximo de $750.000 a cada beneficiario, más la asistencia técnica que corresponde a 7 UF más.

El subsidio funciona bajo el concepto de auto-reparación asistida, es decir, el mismo beneficiario, o en su defecto alguien que él mismo determine (como un maestro), realiza las reparaciones bajo las instrucciones y supervisión de un Prestador de Asistencia Técnica de Serviu. Éste, a su vez, se preocupa de que la vivienda final cuente con las recepciones de este organismo técnico especializado y los departamentos de obras de cada municipio.

Y es que con el Subsidio Banco de Materiales se quiere recuperar la identidad de las comunas, permitiendo a las familias tomar en sus manos la reparación de sus hogares, pues finalmente son ellas quienes dan alma y vida a la comunidad donde están insertas sus viviendas.

Volver