Minvu inicia primer catastro de condominios sociales

Publicado el:16 de nov del 2011

La idea es conocer cuántos y dónde se encuentran, su tamaño, antigüedad y tipo. Con esta información, el Minvu espera instaurar el Sistema Nacional de Información sobre Condominios Sociales para definir criterios de focalización y desarrollar intervenciones más acotadas.

Santiago, 16 de noviembre de 2011. Los condominios representan un porcentaje importante del parque habitacional destinado a vivienda social. Se cree que en Chile más de un millón de personas vive en ellos. Sin embargo, no se sabe a ciencia cierta cuántos hay, dónde están y en qué estado se encuentran.

Para revertir esa situación el programa de Condominios Sociales de la Secretaría Ejecutiva de Desarrollo de Barrios catastrará por primera vez todos los edificios de vivienda social en altura que existen en Chile. La iniciativa, que se desarrollará en dos etapas, permitirá conocer la densidad, el número, el año y materiales en que fueron construidos. Datos que servirán para generar proyectos específicos, por ejemplo para reparar, mejorar, ampliar desdensificar o en algunos casos hasta demoler.

En esta primera etapa se catastrarán las regiones de Arica y Parinacota, Tarapacá, Antofagasta, Atacama, Maule, Araucanía y Los Lagos.Y a partir de enero del 2012 las regiones de Coquimbo, Valparaíso, Ohiggins, Biobío, Los Ríos, Aysén, Magallanes y R. Metropolitana. Se espera tener los resultados en mediados del próximo año.

“Los datos del catastro nos permitirán generar metodologías más ajustadas y certeras respecto de la localización y el deterioro de los condominios sociales” afirmó Francisco Irarrázaval, secretario ejecutivo de Desarrollo de Barrios.

El catastro permitirá obtener datos únicos, por ejemplo el tipo de condominios que se ha construido en Chile y sus materiales. Información que permitirá a futuro construir viviendas sociales de mejor calidad, incorporando los aprendizajes y revisando los errores del pasado para no volver a cometerlos en el diseño y en la aprobación de proyectos.
Para Irarrázaval, intervenir condominios habla de la responsabilidad que tiene el Ministerio de revisar continuamente sus políticas: “Los Condominios Sociales nacen como respuesta a la necesidad de revertir el déficit habitacional, y en ese ejercicio se priorizó la cantidad por sobre la calidad. Hoy los estándares son otros y tenemos que volver a ellos para revertir los procesos de deterioro”.

Los principales problemas que afectan a los condominios sociales son la ausencia de equipamiento en los espacios comunes, la ausencia de áreas verdes, mala iluminación lo que genera sensación de inseguridad y problemas de circulación al interior de los conjuntos.
“Nuestra apuesta en el trabajo con los Condominios Sociales está hoy en la recuperación integral de estos lugares para sus habitantes, trabajando junto a ellos y respetando su localización. Y la información del catastro nos permitirá visualizar dónde y qué tipo de proyectos se necesitan. Así sabremos si es necesario ampliar, mejorar o reconstruir”, afirmó el ministro Pérez Mackenna.

Catastro online, transparente y actualizado

Junto con catastrar la totalidad de condominios sociales existentes en Chile, el Minvu pondrá a disposición de la ciudadanía estos datos a través de su página web. Este registro online se constituirá en el medio oficial de consulta.

La historia de la vivienda social

Las experiencias habitacionales en han sido variadas, como también los tipos de vivienda utilizadas a lo largo del tiempo para solucionar el déficit. En 1906 la Ley de Habitaciones Obreras de Chile fue la primera en abordar en Latinoamérica el tema habitacional, pero con un enfoque altamente higienista. Ya en 1925 se crea Ley de la Vivienda con un enfoque que integraba el ámbito social. Posteriormente en 1936 se crea la Caja de Habitación Popular, que sería hasta 1952 el ente encargado de desarrollar los programas relativos a la vivienda social. La influencia modernista también se manifestó en la construcción de viviendas sociales, influjo que perduró hasta 1970. De esta época son conjuntos habitacionales como la población Juan Antonio Ríos y Villa Portales. Es a partir de 1980 y atendiendo al importante déficit habitacional que se generan un importante número de viviendas sociales pero que no contemplaron en su diseño y localización factores sociales. Hoy son esos edificios los que presentan mayores procesos de degradación y los que mayoritariamente está interviniendo el Minvu.

El Minvu destina fondos para la reparación de estas copropiedades desde 1998 a través de su Programa Participativo de asistencia financiera a condominios de viviendas sociales (DS 127). Posteriormente, a partir del 2008 este programa se perfecciona y nace el Plan Piloto, con foco en el trabajo integral y en el fortalecimiento de la capacidad organizativa de las familias. Este fue implementado en diez poblaciones de siete comunas con una inversión aproximada de UF 5000 por condominio.

Hoy, el Programa de Condominios Sociales atiende también a los conjuntos habitacionales que resultaron afectados por el terremoto del 27 de febrero de 2010. Y se están llevando a cabo importantes innovaciones en este tipo de construcciones.



Volver